Perú: Vizcarra presiona al Congreso por el referéndum de las reformas judicial y política

25

Referéndum: presidente Vizcarra no descarta cuestión de confianza

El Ejecutivo no descarta ninguna posibilidad para realizar la consulta popular. El presidente de la República, Martín Vizcarra, aseguró que no descarta plantear una cuestión de confianza si el Congreso no cumple con los plazos que ha fijado el Ejecutivo para que aprueben sus iniciativas y llevar a cabo el referéndum este año.

“No descartamos nada que esté contemplado en la Constitución”, dijo Martín Vizcarra en América Tv. “Estamos esperando pacientemente el accionar del Congreso, pero si dado el tiempo prudencial y no vemos la voluntad, inmediatamente actuaremos en función de lo establecido por la Constitución”, aseguró.

Asimismo, Martín Vizcarra consideró que el referéndum para las reformas política y judicial debe darse este año, en el mes de diciembre; sin embargo, para ello el Congreso debe aprobar durante la legislatura de este mes los proyectos del Ejecutivo.

El mandatario recalcó que el Ejecutivo no aceptará que las reformas sean postergadas por el Congreso y señaló que confía en que el Parlamento aprobará las reformas que plantearon en su mensaje a la Nación.

Como se recuerda Vizcarra ha presentado proyectos para que se consulten a través de un referéndum sobre la ley sobre la conformación del Consejo Nacional de la Magistratura, la bicameralidad, la no reelección de congresistas y el financiamiento ilegal de partidos políticos.

“Como el Congreso se puso a la altura de las circunstancias para retirar a integrantes del Consejo Nacional de la Magistratura, lo que creo es que cuando tengan en el Pleno el plan de reformas constitucionales, creo que lo van a aprobar”, enfatizó.

La República


Gana apoyo cuestión de confianza y cierre del Congreso ante boicot

La posibilidad de una vía constitucional que permita cerrar el Congreso de la República está abierta como una salida ante el descrédito del Legislativo; aunque la implementación de reformas judiciales y políticas mediante la convocatoria a referéndum es una urgencia para el Ejecutivo pero no para la mayoría fujimorista en el Congreso.

El ex defensor del Pueblo Eduardo Vega resaltó que el presidente Martín Vizcarra podría plantear la cuestión de confianza en caso el Congreso no tenga la voluntad en atender los proyectos de reforma constitucional en términos de justicia y sistema político.

SALIDA LEGAL

“Si uno nota poca voluntad de parte del Congreso (la cuestión de confianza) es una salida perfectamente legal y constitucional”, indicó.

Se refirió así a la posibilidad de que, ante el obstruccionismo de FP, el Gobierno plantee al Parlamento bajo hegemonía fujimorista, una cuestión de confianza en el Gabinete Ministerial en torno a las reformas, la que, de ser rechazada, le permitiría cerrar el Congreso.

“Cuando escucho decir (en el Congreso) que se ponen peros a la reforma del sistema de justicia a la reforma electoral, siento que no se quiere cambiar la situación de corrupción permanente que hay”, expresó Vega.

DISOLVER EL PARLAMENTO

Las declaraciones de Vega fueron hechas luego que el vocero de Peruanos Por el Kambio (PPK) Gilbert Violeta dejara en claro la existencia de un “plan B”, para plantear una cuestión de confianza y una eventual disolución del Parlamento.

“Si persiste esta actitud del fujimorismo de obstruir las reformas planteadas por el presidente Martín Vizcarra, yo diría que el Gobierno no tendrá más camino que plantear una cuestión de confianza”, advirtió el parlamentario.

Asimismo, añadió que en tal escenario se sumaría un segundo rechazo consecutivo a dicha figura (contando como primero la negativa al Gabinete de Fernando Zavala, durante la gestión de Pedro Pablo Kuczynski), con lo cual Vizcarra -afirmó- estará facultado a disolver el Parlamento.

“El Gobierno sigue siendo el mismo (…). De negarse la cuestión de confianza, se produciría una nueva crisis del Gabinete y el Congreso terminaría siendo disuelto. Esperamos no tener que llegar a eso”, señaló el parlamentario.

Esta medida, como lo establece la Constitución, persigue la aceptación del Legislativo de las políticas propuestas por el Ejecutivo. Si esta se rechaza, se produce una “crisis”, y con dos de estos episodios el Mandatario puede disolver el Congreso de la República.

INTERPRETACIÓN JURÍDICA

El constitucionalista Aníbal Quiroga admitió que el Ejecutivo puede apelar “técnica y constitucionalmente” a la cuestión de confianza, aunque alegó que si hay una crisis, sería la primera de este gobierno.

“La confianza anterior fue negada a un gabinete de Kuczynski; pero ya no está, es exactamente igual como si le hubiesen negado un Gabinete a Humala y luego entra a Kuczynski. La pregunta es: ¿Se cuenta o no se cuenta?”, puntualizó Quiroga, dejando abierta la interrogación, aunque Kuzcynski y Vizcarra integran el mismo gobierno elegido en 2016.

LA CARTA MAGNA LO DICE

Según el artículo 134 de la Constitución, el presidente de la República está facultado a disolver el Congreso, en caso este le haya negado la confianza a dos consejos de ministros.

En este caso, el actual Parlamento ya le negó este mecanismo una vez, por lo tanto, de volverse a concretar dicha figura, Martín Vizcarra podría disolver el Congreso y convocar a elecciones en un plazo de cuatro meses de la fecha de disolución, sin que pueda alterarse el sistema electoral preexistente.

Entretanto, entre las organizaciones sociales y amplios sectores políticos ganó terreno la opción de llevar la confrontación abierta por Keiko Fujimori con su abierto rechazo a las reformas y el referéndum, a una cuestión de confianza y al cierre del Congreso, medida reclamada por marchas populares desde hace meses.

LA FÓRMULA

“El Gobierno podría insistir con sus propuestas, hacer una cuestión de confianza que ya sería la segunda, porque la primera ocurrió en la gestión de PPK; luego cerrar el Parlamento y convocar a nuevas elecciones congresales”, sostuvo el analista.

Diario UNO


También podría gustarte