Haití: convocan a una nueva movilización contra la corrupción y piden la renuncia del presidente Jovenel Moïse

51

Convocan a nueva movilización anticorrupción en Haití

Organizaciones sociales y partidos opositores convocaron hoy a una nueva movilización contra la corrupción y para exigir un juicio por el caso de Petrocaribe.

Las protestas, previstas para el 7 de febrero, demandan además la salida del actual gobierno, y el inicio de una reforma del sistema judicial.

El sistema judicial es corrupto. No se puede garantizar la justicia con las mafias, señaló en conferencia de prensa Mackenson St-Louis, miembro del comité directivo responsable de la manifestación.

Asimismo, denunciarán la situación de miseria, desempleo e inseguridad que prevalece en el país.

A mediados de 2017, una investigación del Senado reveló que dos mil millones de dólares de los tres mil 800 prestados por el programa energético venezolano Petrocaribe, fueron malversados por exfuncionarios gubernamentales y directivos de compañías constructoras.

El archivo indexó, entre otros, a los exjefes de Gobierno Laurent Lamothe y Jean-Max Bellerive; el exministro de Planificación Yves Germain Joseph, el otrora titular de Obras Públicas, Transporte y Comunicación Jacques Gabriel y otros miembros de un comité del Ministerio de Planificación.

Recientemente, el presidente del Senado, Carl Murat Cantave, consideró esencial organizar un juicio sobre el caso Petrocaribe, y subrayó que las autoridades públicas están obligadas a responder las demandas de la población.

Según los organizadores, la movilización será propicia para analizar el voto de Haití contra el segundo mandato del presidente venezolano Nicolás Maduro, ante la Organización de Estados Americanos.

Prensa Latina


Inversión extranjera directa cae en un 72 por ciento en Haití

La inversión extranjera directa en Haití cayó de unos 374 millones de dólares en 2017 a 105 millones de dólares en 2018, una disminución del 72 por ciento, según datos preliminares publicados hoy.

Para algunos economistas, el aumento de las corrientes de inversión experimentados en 2017, constituyó solo un contexto especial, y este rubro ha vuelto a su tendencia normal.

Ese año, afirman, los indicadores no fueron resultado de mejoras en el marco macroeconómico del país, o del entorno empresarial nacional, a pesar de la implementación de varios programas de apoyo a los sectores productivos de la economía.

El récord de inversión fue fruto, principalmente, de una transferencia de activos o a la adquisición de una empresa local por una foránea por un monto de más de 280 millones de dólares.

La transacción, considerada como inversión extranjera directa, no implicó la edificación de nuevas construcciones, o la creación de puestos de trabajo en este sector.

En los últimos nueve años, tras el terremoto de 2010, Haití recibió un promedio de 155 millones de dólares anuales en inversión extranjera directa, un desempeño pobre, aseguran expertos, quienes comparan el promedio de más de 500 millones de dólares por año capturados por Jamaica, más de mil millones de dólares en las Bahamas y más de dos mil millones de dólares en la vecina República Dominicana.

En esas cifras vale destacar que la mayor parte de la inversión en el país, responde a los socios europeos, a pesar de las oportunidades que ofrece la Ley HOPE para los productores estadounidenses.

Asimismo, señalan que las perspectivas para este 2019 son sombrías, en un año que cambia un tercio del parlamento, por lo que las preocupaciones son más políticas que económicas.

Mientras tanto, continúa la inflación, que ya superó el 15 por ciento, al tiempo que crece la depreciación de la moneda nacional con respecto al dólar, que en el último año perdió 21,47 por ciento de su valor.

Prensa Latina


VOLVER

 

También podría gustarte