Caso Karadima: la Iglesia chilena indemnizará a los denunciantes del sacerdote por abuso sexual

30

Aós asumió decisión de aceptar condena: Dice que no lo consultó con Ezzati

El administrador apostólico de la Arquidiócesis de Santiago, Celestino Aós, negó haber discutido con Ricardo Ezzati la decisión de no apelar el fallo que ordenó a la Iglesia indemnizar a James Hamilton, Juan Carlos Cruz y José Andrés Murillo, los denunciantes del cura Fernando Karadima.

“No he hablado para nada ni con el cardenal Ezzati ni con nadie más. Esta decisión se ha tomado en el Arzobispado y en este momento yo estoy asumiendo”, dijo Aós en un punto de prensa realizado esta noche.

“Lo que queremos es comenzar una etapa nueva, donde luchemos todos y con la colaboración de todos para que podamos establecer una relación de transparencia, de respeto, donde nadie, ningún menor, ningún adulto, sea vulnerado… Ojalá todos cumpliéramos el mandamiento del señor de amarnos los unos a los otros, de vivir y de tratarnos como hermanos”, expresó el sucesor de Ezzati.

El religioso planteó además que este fallo “marca un paso importante en nuestro proceso de restablecer la justicia y la confianza en nuestra Iglesia de Santiago, porque apunta directamente a las falencias que tuvimos en este caso”.

La Corte de Apelaciones definió que los denunciantes tendrán que ser indemnizados con 100 millones de pesos cada uno, y el Arzobispado comunicó esta misma jornada que acepta la sentencia y “procederá a darle pleno cumplimiento”.

Entrevistado en Cooperativa, José Andrés Murillo afirmó que en esta postura ya se observaba un “cambio de mano” respecto a las actitudes de los antecesores de Aós: Francisco Javier Errázuriz y Ricardo Ezzati.

Cooperativa


Víctimas de Karadima por fallo: “Si bien no es un motivo de alegría, sí estamos conformes”

Los demandantes del caso Karadima Juan Andrés Murillo, James Hamilton y Juan Carlos Cruz, se mostraron conformes con el fallo de la Corte de Apelaciones de Santiago que ordenó a la Iglesia a pagar $100 millones para cada uno de ellos, reiterando que sí hubo encubrimiento por parte de la Iglesia.

En una declaración conjunta señalaron en que se hizo justicia a pesar de que el Arzobispado de Santiago había manifestado que el causante de los delitos no era una persona jurídica, además de decir que los actos estaban prescritos.

Asimismo, reiteraron que los cardenales Ricardo Ezzati y Francisco Javier Errázuriz sí encubrieron, como lo dice el mismo fallo, sostuvieron.

“Según la Corte de Apelaciones ha quedado demostrado que el Arzobispado ‘ha sido negligente en su proceder en términos tales que pueden ser calificados como propios de un encubrimiento que da origen a la configuración de un ilícito civil’”, remarcaron los denunciantes.

Murillo, Hamilton y Cruz se mostraron además conformes con el fallo, en especial por las cientos de víctimas que han generado los actos delictivos de sacerdotes y religiosos.

“Si bien no es un motivo de alegría, sí estamos conformes ya que ha sido un largo tiempo, más de 20 años en algunos casos, en los que en distintas formas hemos buscado justicia y reparación, no tanto por nosotros, sino porque sabemos que la justicia es la única manera de garantizar que este tipo de crímenes no vuelvan a ocurrir”, manifestaron.

En ese sentido, Hamilton calificó como “histórica” la resolución de la Corte y aseguró que “acá se le acusa a la Iglesia de encubrimiento y desprotección y negligencia. Cualquier víctima, si es que la Iglesia llegase a actuar como encubrimiento o con negligencia, tendrá el derecho a demandar a la institución que no preste el debido cuidado, con este caso como precedente”.

Las víctimas de Karadima agradecieron al administrador apostólico del Arzobispado de Santiago Celestino Aós por no apelar al fallo del tribunal de alzada, lo que dice, dijeron, que hay nuevos aires en la Iglesia.

El Arzobispado de Santiago no apelará a la Corte de Apelaciones de Santiago y destacó que el falló no establece encubrimiento.

La Nación


VOLVER
También podría gustarte